Las formas más comunes de perder clientes

Yo soy una de esas personas que va por la calle preguntándose y cuestionándose todo, y hoy no fue la excepción.

Mientras le ponía gasolina a mi vehículo con el vendedor de combustible más apático que he visto en mi vida, me preguntaba si los dueños de la gasolinera supieran como trabajan sus empleados, ¿seguirían invirtiendo en publicidad?

Yo sacaba un gasto aproximado de cuánta plata invierte esa empresa (una empresa trasnacional muy grande) y los números, obviamente, salían muy altos. Y mientras sacaba las cuenta mira al hombre que me atendía y se veía que le pesaba hasta el pelo, y era muy claro que no tenía ninguna ganas de atenderme, ni a mí, ni a nadie.

Entonces yo decía, esta es una gran forma de perder un cliente, porque es poco probable que yo vuelva a comprarle a esa empresa en particular, o por lo menos a ese grifo en concreto, y eso despertó mi curiosidad, con lo cual me llevo a escribirlo en el blog, para compartirlo con Uds. y capaz que se les ocurre una manera que no había pensado.

Cuáles son las razones por las cuales un negocio pierde clientes.

  1. Mala atención al cliente

El ejemplo que me paso es la prueba fundamental de esto, la apatía en las ventas es lo peor que un cliente puede percibir, tuve la impresión, como cliente, que a la persona que me atendía le pesaba la vida y que estaba obligado a estar ahí, con lo que me cree una imagen negativa de la empresa para la que trabaja.

  1. Le estoy haciendo un favor a mi cliente

Esta es clásica. El dueño del negocio piensa que le hace un favor al cliente atendiéndolo, cuando en realidad es el cliente quien le hace el favor a la empresa de tomar su servicio. El lema de muchos empresarios es “Si te gusta bien, y si no también…” El cliente se debe respetar siempre, y no debemos pensar que le hacemos un favor.

  1. Mala gestión de calidad

Imagínate, vas a comer a un restaurante y te sirven la comida en un plato manchado, con el jugo del guiso goteando por el borde, la comida media cruda y n cuchillo que no corta (valgan verdades una vez me sucedió pero lo dejo para otra ocasión) La calidad del servicio y de los productos debe ser optima, casi perfecta diría. Somos humanos y cualquiera se equivoca, pero debemos estar prestos a atender nuestro error lo más rápido que se pueda y solucionarlo

  1. No estar atento a sus necesidades

A mí en lo particular, de estas me han contado muchísimas. Tengo la suerte de trabajar en lo que me gusta y muchas veces logro entablar cierta afinidad con el cliente y entre las experiencias que me cuentan que han tenido con algún colega, la que más sobra, aparte de las estafas, es que han querido darle lo que han querido y no lo que necesitaba, digamos, es como si yo voy a una tienda para comprar un auto para ir al supermercado y me quieran ofrecer una Ferrari….

Un empresario debe estar siempre atento a lo que el cliente necesita y ofrecerle solucionarlo, y si se puede dar un servicio adicional que mejore lo necesitado, mejor.

Estas fueron las que se me ocurrieron, ¿crees que me falto alguna?

Saludos y Buenos negocios!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *